Evalúate tu mismo.
Test psicológicos

Gabinete de Psicología Montserrat Guerra
Evalúate tu mismo. Test psicológicos

Psicólogos Santander - A continuación encontrarás una serie de Test psicológicos sencillos, que pueden ayudarnos a realizar una primera observación de lo que nos está ocurriendo, poniéndole palabras a sensaciones y relacionando síntomas.

Aunque dichos autocuestionarios no posee un valor diagnostico pueden servir para aclararnos dudas y responder a esas preguntas internas que nos hacemos cuando sentimos que las cosas no van bien.

Si el resultado de alguno de los siguientes tests resulta ser significativo aconsejamos consultar con un profesional, que pueda aclararnos con más exactitud aquello que nos está robando esa calidad de vida tan necesaria.

Test para detectar una posible depresión

La depresión es un trastorno del estado del ánimo, transitorio o permanente, que engloba sentimientos de abatimiento, infelicidad y culpabilidad, además de provocar una incapacidad total o parcial para disfrutar de las cosas y de los acontecimientos de la vida cotidiana. Suele ir acompañada de ansiedad.

Si en las últimas dos semanas, has sentido decaimiento, tristeza o enfado, falta de interés por las cosas que antes te reportaban satisfacción, sensación de tristeza y una gran apatía, realiza el siguiente cuestionario:

Preguntas Si No
¿Ha aumentado o disminuido su apetito? o ¿Ha notado un cambio de peso significativo?
¿Ha tenido problemas para dormir por exceso o por defecto? o ¿Se desvela a media noche? o ¿Se despierta antes de lo habitual? o ¿Duerme más horas que antes?
¿Piensa que la velocidad de sus movimientos para hacer cualquier tarea es diferente a la acostumbrada? o ¿Incluso al hablar ha notado que lo hace más deprisa o más despacio?
¿Se siente fatigado y con falta de energía?
¿Se siente culpable o inútil?
¿Considera que tiene problemas de concentración?
¿Ha tenido deseos de causarse algún daño o incluso morir?

Si has contestado a 5 ó más respuestas de forma afirmativa, puedes estar sufriendo un episodio de depresión mayor de episodio único (si es la primera vez que te ocurre) o un episodio de depresión recurrente (en el caso de que se te hayas sentido así en más ocasiones de su vida).

Dicha sintomatología está repercutiendo negativamente en su esfera social, laboral o en otras áreas importantes.

Sería conveniente consultar a un especialista.

Si ha contestado a más de 2 y menos de 5 respuestas afirmativas, puedes estar sufriendo un episodio distimico (una forma leve, pero crónica, de depresión, aunque los síntomas pueden ser menos intensos realmente puede afectar a su vida más seriamente porque dura mucho tiempo) siempre que dicha situación se dé la mayor parte de los días, durante un mínimo de dos años.

Dicha sintomatología está repercutiendo negativamente en su esfera social, laboral o en otras áreas importantes.

Sería conveniente consultar a un especialista.

Este test psicológico no posee un valor diagnóstico.

Test para detectar un posible trastorno de pánico

El trastorno de pánico está dentro del trastorno de ansiedad, se expresa mediante repetidos ataques súbitos de terror (ataques de pánico, ataques de ansiedad o crisis de ansiedad) y repentinos, sin que muchas veces encontremos motivos externos que puedan desencadenarlos.

Dichos ataques vienen acompañados de una serie de síntomas físicos que pueden incluir dolor en el pecho, palpitaciones del corazón, falta de aire, mareos, angustia o molestia abdominal. Muchas veces las personas los confunden con ataques del corazón o sensaciones de que se están muriendo.

Se suele dar, a su vez, cambios significativos en el comportamiento de la persona, ya que se encuentra preocupada porque dicho ataque vuelva a producirse, llegando a evitar las situaciones o lugares temidos, a huir de los estímulos fóbicos, a apoyarse excesivamente en personas o en sustancias, e intentar controlar a toda costa las reacciones temidas.

Preguntas Si No
¿Ha sufrido algún ataque o crisis donde se sintió súbitamente ansioso, asustado, inquieto, en una situación donde la mayoría de las personas no se sentiría así?
¿Estas crisis aparecieron de forma inesperada o sin provocación?

Si ha contestado ambas preguntas de forma afirmativa, continúe.

Si no ha contestado ambas preguntas de forma afirmativa posiblemente usted no está sufriendo un Trastorno de pánico.

En el peor ataque de pánico que usted recuerde, ¿Sintió… Si No
Taquicardias
Sudoración
Temblores
Dificultad para respirar
Sensación de ahogo o falta de aire
Dolor en el pecho
Problema abdominal, nauseas
Mareos o sensación de desvanecerse
Sensación de que todo era irreal
Miedo a perder el control o volverse loco
Miedo a morir
Hormigueos
Sofocaciones o escalofríos

Si ha contestado a 4 ó más respuestas de forma afirmativa, usted puede estar sufriendo un Trastorno de pánico. Es importante analizar los motivos que están ocasionando dichos ataques, ya que muchas veces la propia persona desconoce el origen de dicha situación, o por el contrario, está concentrada en una situación concreta pero no sabemos cómo resolverla.

Dicho trastorno puede mejorar notablemente usando estrategias de control de la ansiedad, técnicas de relajación, psicofármacos…

Sería conveniente consultar a un especialista.

Este test psicológico no posee un valor diagnóstico.

Test para detectar un posible estres postraumático

El trastorno por estrés postraumático se encuentra dentro de los trastornos de ansiedad. Cuando una persona se enfrenta a una gran tensión, producto de un acontecimiento estresante, muchas veces es incapaz de elaborar dicho suceso, y su interior se resiente.

El factor estresante suele estar relacionado con sucesos relacionados con la muerte y la pérdida (accidentes de tráfico, violencia de género, amenazas, acoso laboral…). En algunos casos, también puede darse por un profundo trauma psicológico o emocional, y no necesariamente algún daño físico, aunque generalmente combina ambos factores.

Los síntomas del trastorno de estrés postraumático se clasifican en tres categorías principales:

1. "Reviviscencia" repetitiva del hecho, lo cual perturba las actividades diarias;

  • El incidente parece estar sucediendo de nuevo una y otra vez.
  • Recuerdos reiterativos y angustiantes del hecho.
  • Pesadillas.
  • Reacciones físicas fuertes y molestas ante situaciones que le recuerdan el hecho.

2. Evasión;

  • "Insensibilidad" emocional o sentirse como si no le importara nada.
  • Sentirse despreocupado.
  • No poder recordar aspectos importantes del trauma.
  • Falta de interés en las actividades normales.
  • Mostrar menos expresión de estados de ánimo.
  • Evitar personas, lugares o pensamientos que le hagan recordar el hecho.
  • Sensación de tener un futuro incierto.

3. Excitación;

  • Dificultad para concentrarse.
  • Sobresaltarse fácilmente.
  • Tener una respuesta exagerada a las cosas que causan sobresalto.
  • Sentirse más alerta (hipervigilancia).
  • Sentirse irritable o tener ataques de ira.
  • Tener dificultades para conciliar el sueño o permanecer dormido.
Preguntas Si No
¿Ha sufrido algún acontecimiento extremadamente traumático donde alguien ha muerto o usted ha temido por su vida?
Durante el último mes, ¿ha revivido dicha situación mediante sueños, recuerdos, reacciones físicas o pensamientos?

Si ha contestado ambas preguntas de forma afirmativa, continúe.

Si no ha contestado ambas preguntas de forma afirmativa posiblemente usted no está sufriendo un Trastorno de estrés postraumático.

En el último mes, Si No
¿Ha intentado evitar cualquier pensamiento o situación relacionado con el acontecimiento traumático?
¿Tiene dificultad para recordar partes del acontecimiento?
¿Se siente distante de las demás personas?
¿Tiene la sensación de que sus sentimientos están adormecidos?
¿Ha tenido problemas para dormir?
¿Se siente frecuentemente irritable?
¿Considera que tiene problemas de concentración?
¿Se siente nervioso o alerta frecuentemente?
¿Se sobresalta con facilidad?

Si ha contestado a 5 ó más respuestas de forma afirmativa, usted puede estar sufriendo un Trastorno estrés postraumático. Dicho trastorno suele ir acompañada de sintomatologías ansiosas y posibles ataques de ansiedad.

Sería conveniente consultar a un especialista.

Este test psicológico no posee un valor diagnóstico.

Test para detectar un posible trastorno de ansiedad generalizada

El trastorno de ansiedad generalizada se refiere a la situación en la que la persona siente  una ansiedad constante y a largo plazo, sin saber su causa. Estas personas tienen miedo de algo, pero son incapaces de explicar de qué se trata. Debido a su ansiedad no pueden desenvolverse con normalidad, no logran concentrarse, no pueden apartar sus temores y sus vidas empiezan a girar en torno a la ansiedad. Esta forma de ansiedad puede, al final, producir problemas fisiológicos.

Las personas que padecen del trastorno de ansiedad generalizada pueden comenzar a sufrir dolores de cabeza, mareos, palpitaciones cardiacas o insomnio.

El síntoma principal es la presencia casi constante de preocupación o tensión, incluso cuando no existen causas objetivas que lo motiven. Las preocupaciones parecen ir de un problema a otro, como problemas familiares o de relaciones interpersonales, cuestiones de trabajo, dinero, salud y otros problemas. Incluso siendo consciente de que sus preocupaciones o miedos son más intensos de lo necesario, una persona con trastorno de ansiedad generalizada tiene dificultad para controlarlos.

Durante los últimos 6 meses, Si No
¿Se ha sentido excesivamente preocupado debido a varios temas?
Dichas preocupaciones, ¿han sido para usted difícil de controlar e interfieren en su día a día?

Si ha contestado ambas preguntas de forma afirmativa, continúe.

Si no ha contestado ambas preguntas de forma afirmativa posiblemente usted no está sufriendo un Trastorno de ansiedad generalizada.

En los últimos 6 meses, casi a diario ha sentido... Si No
Sentimientos de inquietud, intranquilidad, agitación
Sensación de estar tenso
Agotamiento y cansancio casi por cualquier actividad
Problemas de concentración o mente en blanco
Sentimientos de irritabilidad
Problemas de sueño por exceso o por defecto

Si ha contestado a 3 ó más respuestas de forma afirmativa, usted puede estar sufriendo un Trastorno de ansiedad generalizada. Siendo los síntomas más frecuentes:

  • Los síntomas psicológicos son: preocupación crónica y exagerada, agitación, inquietud, tensión e irritabilidad, aparentemente sin causa alguna, o más intensas de lo que sería razonable en esa situación en particular. Las personas que la padecen también puede tener problemas de concentración y dificultades para conciliar el sueño y/o dormir, además de sueño no reparador ni satisfactorio.
  • Con frecuencia suelen aparecer signos físicos como temblores, dolor de cabeza, mareos, agitación, tensión y dolor muscular, ojeras, pérdida de peso, molestias abdominales y sudoración.

Sería conveniente consultar a un especialista.

Este test psicológico no posee un valor diagnóstico.

Test para detectar una posible celotipia o celos patológicos

Todos alguna vez hemos sentido celos, son normales en pequeñas dosis. El problema es cuando esos celos se convierten en enfermedad. La enfermedad de los celos se llama celotipia.

Marque la opción que más se ajuste a lo que piensa, abajo encontrará los resultados que corresponden a sus respuestas:

1. Cuando mi pareja dice cosas buenas de otra persona que no sea yo…
a. Me da lo mismo.
b. Me molesta muchísimo; yo debería ser quien más le guste.
c. No me gusta, pero intento callármelo.
2. Tengo su móvil en mi poder y él/ella no está…
a. Es el momento de revisar su mensajes por si hay alguno de otro/a.
b. Ni se me ocurre ni siento el impulso de revisar sus mensajes.
c. Tengo muchas ganas de ver sus mensajes, pero consigo controlarme y no hacerlo.
3. Cada vez que mi pareja decide salir sola con sus amigo/as
a. Intento hacer otro plan para no aburrirme.
b. A pesar de no decirle nada pienso “¡qué querrán hacer para que no vaya yo!”
c. Me molesta bastante, por lo que le expreso mi enfado o le pongo mala cara.
4. Un día, mi pareja va al trabajo más arreglado/a de lo habitual…
a. Le digo lo mucho que me gusta cómo se ha arreglado.
b. Le digo que a dónde va así vestido/a.
c. Me quedo un poco intranquilo/a pensando si habrá quedado con alguien.
5. Cuando otro chico/a mira a mi pareja o me entero que le gusta…
a. No es que me agrade la idea, pero igual que me gusta a mí entiendo que le guste a otro.
b. Me enfado muchísimo.
c. Siento cierto miedo por si a mi pareja también le gusta él/ella.
6. Respecto al pasado sentimental de mi pareja…
a. Me da lo mismo; el presente soy yo.
b. No me gusta saber mucho pues a veces dudo de si me prefiere a mí.
c. Prefiero no saber nada; no puedo soportar que ha estado con otra persona que no sea yo.
7. Respecto a las amistades del sexo opuesto de mi chico/a…
a. Son todos/as unos/as estúpidos/as y tiendo a desacreditarlos/as delante de él/ella.
b. No me gusta mucho que quede con ellas/os sin mí.
c. Al igual que otras personas; unas me caen bien y otras no.
8. Un compañero/a de trabajo que intenta ligar a tu pareja le llama por teléfono…
a. Dejo que él/ella valore lo que debe hacer.
b. Me pongo muy nervioso/a y le digo que vaya controlando ya la situación.
c. Digo que me lo dé a mí; yo sé cómo arreglar las cosas y esto es cosa mía.
9. La amistad entre hombre y mujer, especialmente si uno de los dos es tu pareja…
a. Desconfío un poco.
b. ¿Por qué no? Claro que es posible.
c. No existe; uno de los dos se gusta.
10. En lo que respecta a la expresión de afecto hacia mí por parte de mi pareja…
a. Necesito que constantemente me diga lo mucho que me quiere.
b. En más de una ocasión le pregunto si me quiere.
c. Me siento bastante querido/a por él/ella.
11. Cuando le cuento a mis amigos mis dudas acerca de si mi pareja puede serme infiel…
a. Lamentablemente, poca gente duda de que sean celos.
b. La mayoría están de acuerdo en que son celos.
c. Creen que exagero un poco y me sugieren que espere para ver si las cosas se aclaran.
12. Cuando alguien llama a mi pareja…
a. Tengo que saber quién es.
b. No me planteo quién es, ya me lo dirá si quiere.
c. A veces estoy pendiente de la conversación a ver si me entero de quién es y así no tengo que preguntarle.

Sume los puntos obtenidos en el test anterior para comprobar cuál es el estado de tu nivel de celos. Estas son las claves:

  1. a= 0 b= 2 c= 1
  2. a= 2 b= 0 c= 1
  3. a= 0 b= 1 c= 2
  4. a= 0 b= 2 c= 1
  5. a= 0 b= 2 c= 1
  6. a= 0 b= 1 c= 2
  7. a= 2 b= 1 c= 0
  8. a= 0 b= 1 c= 2
  9. a= 1 b= 0 c= 2
  10. a= 2 b= 1 c= 0
  11. a= 0 b= 2 c= 1
  12. a= 2 b= 0 c= 1

0-8 puntos - Nada celoso

“Si te vas, tú te lo pierdes”. No sientes apenas celos hacia tu pareja. Esto puede tener dos lecturas; la buena es que sientes mucha confianza en ti mismo y en vuestra relación. La mala, es que quizás no te importa mucho perderla.

8-16 puntos –Celoso ¡Cuidado!

En general eres capaz de controlar los celos, pero lo pasas mal, pues experimentas esta emoción de forma más frecuente de lo que debieras. Por ello, intenta confiar más en ti y si tienes dudas deja de imaginar; plantéaselas a tu pareja.

16-24 puntos - Muy celoso/Posible celotipia

Así no se puede vivir. ¿Te has planteado qué tal vez tú seas el/la causante de que todos tus miedos se acaben cumpliendo? Ten cuidado con tus fantasías, la relación de pareja debe de vivirse con libertad y en busca de la felicidad y la complicidad. Vigila tu autoestima; controlar y acaparar a tu pareja no te ayudará a subirla, más bien todo lo contrario.

Sería conveniente consultar a un especialista.

Este test psicológico no posee un valor diagnóstico.