Trastornos del sueño

Gabinete de Psicología Montserrat Guerra

problemas-sexuales

Los Trastornos del Sueño o desórdenes del sueño son un amplio grupo de padecimientos que afectan el desarrollo habitual del ciclo sueño-vigilia.

El sueño es un estado fisiológico imprescindible para la vida, y su calidad y cantidad afectan directamente a la salud del individuo. Entre las funciones fisiológicas del sueño está la de autorregular las funciones del sistema nervioso central y de los demás tejidos, restaurar los centros de reserva de energía celular y almacenar los datos en la memoria.

Gran parte de los trastornos del sueño tienen su origen en las tensiones que acumulamos durante el día y en la incorrecta aplicación de los hábitos de sueño. Las alteraciones pueden derivar en falta de concentración, baja productividad, irritabilidad, somnolencia diurna, mala memoria, que a su vez pueden provocar también mayor posibilidad de tener accidentes de tráfico o laborales, y una disminución general de la calidad de vida.

Los Trastornos del Sueño más frecuentes son:

  • Insomnio: Es sueño insuficiente, intranquilo, de mala calidad, o no restaurador.
  • Terrores nocturnos: Se caracteriza por el despertar abrupto y aterrorizado de la persona.
  • Sonambulismo: Las personas caminan o realizan otra actividad estando aún dormidas.
  • Síndrome de piernas inquietas: Se desea o necesita mover las piernas para interrumpir sensaciones molestas.
  • Narcolepsia: De repente, uno se duerme sin querer a cualquier hora del día.
  • Apnea del sueño: Donde la persona hace una o más pausas en la respiración o tiene respiraciones superficiales durante el sueño.
  • Enuresis: Es cuando la persona se orina en la cama durante el sueño, generalmente le pasa a los niños, pero también puede darse en adultos.

Insomnio:

Es el más común, el insomnio es un trastorno del sueño que consiste en la incapacidad de dormir en calidad o cantidad suficientes para sentirse descansado y activo al día siguiente. Se caracteriza por la dificultad para conciliar o mantener el sueño, el despertar precoz y un sueño no reparador.

La cantidad de sueño necesario es variable en cada persona y está genéticamente determinado; un recién nacido duerme cerca de 18 horas, un adulto joven de 7,5 a 8 horas y un anciano alrededor de 6,5 horas. A lo largo de la vida se produce una disminución gradual de la calidad del sueño, volviéndose este más fragmentado y superficial. Pero esta circunstancia es diferente a los trastornos descritos.

El insomnio no solo afecta al individuo por la noche sino durante el día que es cuando sufre las consecuencias del descanso insuficiente; cansancio, falta de energía, dificultad de concentración e irritabilidad, que pueden traducirse en bajo rendimiento laboral, aumento del porcentaje de accidentes, mayor facilidad para contraer enfermedades, etc.

Estas son algunas de las causas de insomnio más comunes:

Problemas emocionales como el estrés, la ansiedad y la depresión causan la mitad de todos los casos el insomnio, también hábitos durante el día, la rutina del sueño y la salud física también pueden jugar un papel importante. Los siguientes indicios pueden ayudar a identificar la causa.

  • Estar bajo mucho estrés.
  • La mayoría de las personas que sufren ansiedad o depresión tienen problemas para dormir. Es más, la privación del sueño puede hacer quelos síntomas de la ansiedado la depresión empeoren.
  • Sentirse emocionalmente desesperanzado.
  • Sentir preocupación.
  • Pasar por una experiencia traumática.
  • Tomar medicamentos que puedan afectar al sueño.
  • Tener algún problema de salud que pueda interferir en el sueño.
  • No contar con un entorno para dormir tranquilo y cómodo.
  • No poseer una rutina de horarios de sueño.
  • Otros.